Nos vamos de cata?

Nos vamos de cata?

Cafe especial de origen

 

Cuando hablamos de catar lo primero que viene a la mente es la cata de vinos o de cervezas.

Pero con el cafe podemos hacer lo mismo, no hay que hacer un curso costoso sino solo abrir la mente y el paladar a esa explosion de sabores y aromas.

Asi que refinemos nuestro gusto y a practicar:

Empecemos por el principio:

Toma tu café y antes de probarlo acerca suavemente tu nariz y siente el AROMA, a que huele y como huele, esos aromas sutiles pueden ser Terrosos, espaciados, florales, nueces, chocolate, etc, cuando lo huelas usa tu memoria sensorial, no te de pena por descabellado que parezca el aroma. empieza a concentrarte y dime a que huele tu cafe.

Que SABOR, cuando pruebes trata de sorber un poco y que sabores trae a tu mente ese preciado liquido?

Ahora vamos con la ACIDEZ, es esa sensación de limpieza en el paladar que sientes en los costados y la punta de la lengua, un cafe vivo, picante y crujiente. 

El ácido está naturalmente presente en gran cantidad de alimentos como los limones, el vinagre, el yogurt y hasta el café. Existen, literalmente, cientos de componentes ácidos en tan solo el café, partiendo de los más familiares (como la acidez cítrica)  hasta el  ¿qué-qué? (como ácido 4-mono caffeoylquinic). Pero el propósito de este artículo es hablar acerca de los ácidos principales que afectan en el sabor.

El peso de un café en tu lengua, descrito como ligero, medio o lleno. Los cafés de CUERPO ligero se sienten más ligeros en la lengua y tienen un acabado limpio. Los cafés con CUERPO se sienten más pesados ​​y tienen sabores persistentes.

Huela siempre un café antes de probarlo. Inhala profundamente. Tu boca puede distinguir cinco sabores: dulce, salado, amargo, ácido y umami, ¡pero tu nariz puede diferenciar un billón de aromas diferentes!

 

SORBER

Un sorbo bueno y ruidoso. No seas tímido. Esto rociará el café en su lengua y paladar, permitiéndole saborear todas las sutilezas.

 

UBICA, Piense en cómo se siente el café en la boca. ¿Cuál es su peso o grosor? ¿En qué parte de tu lengua experimentas los sabores?

 

¿Qué palabras usarías para describir tu experiencia de degustación? El aroma, los sabores, cómo se siente el café en la boca. ¿Detectas mucha acidez en el café? ¿Qué otros sabores podrías usar para comparar?

 

Hasta un próximo Cafe,

 

Felices Catas en tu hogar.

Deja un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben aprobarse antes de que se publiquen.